Follow by Email

miércoles, 25 de enero de 2012

Aracnofóbica reconvertida

Soy aracnofóbica. Pensar en que cientos de arañas pueden invadir mi cuerpo repentinamente me pone enferma. Quizá por eso retardé la lectura de esta novela de Francisco Domene. Hasta hace poco creía que la imagen más correcta de aquello que se siente cuando uno está cerca de la persona que ama o que cree amar, era la de las mariposas. Románticas, bucólicas y asépticas, las mariposas eran una imagen ideal. Demasiado quizá para una emoción que suele carcomernos por dentro; tanto da si el amor es real o ficticio. Y de pronto comprendí que el autor estaba siendo descaradamente provocativo con la imagen de las arañas. Recordé que los hilos del amor se tejen en todas las direcciones y que ese sentimiento nos atrapa en una red de emociones y decisiones que muchas veces pueden dejarnos a merced de errores tontos o de decisiones poco inteligentes.
Arañas en la Barriga. Comencé la lectura con la sensación de que esos bichejos me devorarían y poco a poco fui dejándome atrapar en la tela de una historia de amor adolescente, irracional y humano, que se atreve a todo con tal de vencer el miedo al rechazo.
Quito Cáliz, el protagonista, es un antihéroe moderno, tierno, con cierto sexappeal más teórico que práctico; lo que lo hace atractivo es que su amor  por la misteriosa Laura, es incondicional; tan incondicional como su pasión por el cine al que el autor hace referencia en más de una ocasión. Paco Díaz, es otra cosa. Friki total, capaz de dividir los estereotipos humanos en gremios, y a todos ponerles pegas. Es un apasionado del teatro, un género que le da la oportunidad de enrollarse con una chica estupenda.
Luego está Laura, a quien vamos conociendo a través de la mirada de Quito pero cuya imagen no nos es revelada hasta el último momento. Laura es y no es la persona que el protagonista ama. Ella tiene su vida y la defiende entre el anonimato y la mentira. Una chica sexy, enfundada en una gabardina roja sangre a juego con su pintalabios.
Imágenes cinematográficas para una aventura muy bien escrita, con muchas referencias al cine y algún guiño literario para el lector más activo.
Este libro es de lectura lenta en su primera parte, abunda en detalles de sus personajes pero siempre desde el esbozo, permitiendo al lector que juegue con los trazos que va ofreciendo el autor y que los incluya en el perfil de alguien conocido.
Quién no ha conocido a un Quito Cáliz  o a un Paco Díaz.
La segunda parte del libro bien podría haber sido escrita en algún país sudamericano, con toques de realismo mágico, se nos van planteando situaciones increíbles con soluciones absolutamente inviables pero que sin embargo el autor consigue recrear de manera muy convincente.
El lector queda atrapado por la telaraña y se deja llevar de la mano de unos personajes muy bien delineados, sorprendentes, disparatados y llenos de ternura.
Arañas en la Barriga es una historia de amor y aventuras, con un final de película. 
Terminé el libro y me quedé pensando en aquella vez en que sentí una tropa de arañas en mi barriga cuando entré al aula después de las vacaciones de verano… 

Título: ARAÑAS EN LA BARRIGA
Autor: Francisco Domene (Caniles – Granada)
Editorial: Viceversa
Público: juvenil en adelante



en la foto: Francisco Domene